La ONU aprobó un nuevo marco legal para la reestructuración de las deudas soberanas a partir de una propuesta promovida por la Argentina. La iniciativa contó con 124 votos a favor, mientras que sólo 11 países lo hicieron en contra y 41 se abstuvieron. Rusia se pronunció a favor, EE.UU. y Japón en contra.

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.